Blog

Viaja conmigo a Francia

Viaja conmigo a Francia

Hace algunas semanas tuve la fortuna de viajar a Francia a tomar un curso increíble. Fueron días donde aprendí mucho sobre mi, sobre el arte y pude reconectar con mi esencia creativa.

Te quiero compartir más a detalle mi experiencia en este blog post para invitarte a que conectes con esa parte tuya que ama crear, aprender y conocerse más, estés donde estés. En la parte de abajo te dejaré 3 tips que aprendí en este viaje. 

El curso fue impartido por Jennifer Orkin Lewis y Gayle Kabaker, ambas artistas estadounidenses muy talentosas.

Primero, llegué a París y de ahí tomé un tren a Toulouse, donde nos recogieron y nos llevaron al Domaine d´en Naudet, una villa al sur de Francia donde nos quedamos toda la semana y donde se llevó a cabo el curso.


Mi primera impresión fue WOW, el lugar, el ambiente, los paisajes, la comida, todo espectacular. No podía creer que por fin estuviera ahí, después de esperar que se llegara la fecha por más de 14 meses.

Llegando nos dieron un tour por el lugar, nos instalamos en nuestras habitaciones, hubo un cóctel de bienvenida donde todas nos presentamos y cenamos. Al día siguiente, desayunamos y terminamos las introducciones, luego empezó formalmente el primer taller.

Los talleres que tomamos fueron dentro del Domaine, al aire libre y acompañados de un cafecito (o vinito cuando eran en la tarde). Nos ponían mesas al aire libre y pintábamos por lo menos 3 hrs seguidas, muchas veces más.

Hubo un taller de pintar la primera hoja del sketchbook, con algo conmemorativo del viaje, otro sobre aprender a VER distintas perspectivas de lo mismo y así hacer diferentes composiciones. Otro sobre como pintar flores, paisajes, agua, y sobre fondo negro.

Cada taller fue impartido por Jennifer o por Gayle, según el tema. También tuvimos mucho tiempo libre para pintar a nuestro gusto, meternos a la alberca a refrescarnos (estaba fría y después de pintar por varias horas en el sol, uffff)

Tuve la oportunidad de hacer muchas amigas, de todas las edades y personalidades. El grupo tenía un ambiente muy bonito, lleno de apreciación por el trabajo de la otra persona y mucha calidez y amistad. 


Tuvimos 3 salidas para explorar la zona y tomar inspiración. El primero fue a un viñedo local, donde la propiedad era super antigua y muy bonita. 

Otro día fuimos a Jardin Des Martels, un jardín botánico precioso, lleno de flores de colores, flores silvestres, plantas y hasta un pavo real.

El tercer y último tour fue a Albi, un pequeño pueblo cerca de Toulouse que está construido casi todo en ladrillo rojo, con una catedral preciosa de puro ladrillo, el museo de Toulouse-Lautrec, jardines lindísimos y súper bonito para caminar por ahí y tomar inspiración.

Después del curso, aproveché para ver a dos amigas muy queridas que viven por allá y conocer otras ciudades de Francia, como: Aix en Provence, Avignon, Toulouse, Nimes y París.

Regresé llena de inspiración, con mucha motivación a seguir creando, pintando y siguiendo mi intuición. 

Aprendí mucho de mis maestras y compañeras, de técnica también, pero los 3 aprendizajes más grandes son los siguientes:

Si tú le dedicas el tiempo y espacio a algo, vas a mejorar, la práctica hace al maestro. De verdad, no dudo que lo que aprendí sea valiosísimo, pero el meterle tantas horas a mi práctica creativa ha sido la diferencia y marcado el ritmo con el que sigo creando. Es una decisión que tomo todos los días, el crear algo, por más pequeño que sea, o feo, o rápido, pienso que vale más la pena tener 100 dibujos medio bonitos que 1 perfecto, porque lo que aprendes y descubres de ti en ese proceso es invaluable.

Desde que regresé pinto casi todos los días, llevo mi sketchbook a más lugares y me siento con más confianza de crear y compartir.

Este sentimiento de inspiración me lo llevo conmigo a donde esté. El saber que puedo sentir asombro y traducirlo a mis obras, esté en el paisaje más bello de Europa o en el patio de mi casa, comprobó lo que siempre digo de “ponernos los lentes de la inspiración” porque realmente está en nosotros aprender a ver con nuevos ojos esas cosas cotidianas y transformarlas en arte.

El ver a tantas mujeres tan apasionadas a sus 60's, tan felices con lo que hacen y verlas florecer y triunfar en sus carreras artísticas me inspiró muchísimo. 

Te confieso que, a mis 30, sentía que ya no sabía a dónde iba, que mi trabajo estaba hecho y no sabía qué seguía nuevo para mi, salvo seguir haciendo lo que siempre he hecho. Y ver a estas mujeres teniendo sus mejores años y logros de su carrera a sus 60, me hizo darme cuenta de lo equivocada que estaba y saber que lo que estaba pensando era solo en mi mente, solo un bloqueo creativo, solamente una creencia limitante. 

Te comparto esto porque a todos nos pasa, el dejar una práctica porque no vemos avance, el creer cosas limitantes sobre nosotros mismos, pero refresca mucho el ver que no somos los únicos, y que está en nosotros cambiar ese chip y pensar expansivamente sobre nuestro potencial y nuestra carrera.

Deseo que hoy le dediques al menos 5 minutos de aquella cosa que amas y que te replantees las creencias limitantes que tienes sobre ti mismo.

P.S: Me encantaría escuchar (o leer) si alguna vez te has sentido así y cómo le diste la vuelta a la situación.

Jul 22, 2022

Buenos dias Ana! I’ve read what I can but I’m going to need to get my Spanish dictionary out to finish it- it will be good for me to practice my Spanish! The photos are great!
Will I get to see you in Mexico next year?
Page

Page
Jul 22, 2022

Preciosaa reflexión!! Me encantó seguir el viaje en tus redes en tiempo real pero es aún más lindo complementarlo con tus insights de la experiencia.

Anii Montoya

¡Déjanos tus comentarios! ⤵️