Bio

Historia

- Art on every surface -

El tener el arte siempre presente en mi vida me llevó a querer llevarlo a nuestras manos a donde quiera que vayamos, a sacarlo de los museos y hacerlo parte de nuestro día a día. A dejarnos inspirar por él en todo momento y es ahí donde nace Art On Every Surface, con la misión de llevarlo a todas las superficies posibles y de plasmarlo en lo que más utilizamos día con día, cases para celular y laptop.

Lo que busco es contagiar mi amor por el arte, comunicar sentimientos, historias e ideas a través de diferentes texturas y colores. Busco que cada vez que una persona vea una de mis piezas, le provoque una emoción muy personal dentro de ella.

Nuestros Productos

Cada pieza es pintada a mano, es el resultado de un proceso creativo muy artesanal. No hay dos piezas iguales, pues aún cuando sean de la misma línea, siempre hay variaciones presentes en el resultado final. Un ejemplo de esto es el acomodo e intensidad de los colores y los trazos, es algo que me encanta porque es lo que hace a tu pieza tan única como tú.

Nuestra Marca

Ana Tere Canales busca inspirarte por medio de piezas de arte, nuestra misión es que tengas una pieza de arte única contigo, que te represente, que te provoque sentimientos y complemente tu estilo de vida.

A través de cada pieza, llevamos el arte a la vida diaria, creando un mundo en el que este te acompañe en cada momento, más allá de los museos y los lienzos.

Buscamos que a través de cada color y de cada trazo, encuentres una sensación muy única dentro de ti, logrando expresar lo que las palabras no son capaces de lograr.

Esperamos que encuentres la pieza con el que más te identifiques y que éste sea un recordatorio de seguir tu pasión y tus sueños, encontrar el arte en las pequeñas cosas y añadir a tu vida pinceladas de color de vez en cuando.

Our Philosopsy

Atrévete. Te invito a que veas tu vida como una obra de arte. Espero que cada decisión, cada viaje, cada oportunidad sea un nuevo brochazo que va dándole vida a tu obra maestra, desde el corazón, libre y sin miedo a equivocarte.

No tengas miedo de dar la primer pincelada sobre el lienzo en blanco, recuerda que toda obra maestra comenzó con un primer brochazo.

Cuando te equivoques, recuerda que siempre podemos agregar más brochazos que transformen ese error en algo único y hermoso, que nos marca como personas y nos deja innumerables enseñanzas.

Pinta tu obra maestra con pasión, donde lo único que importa es que refleje tu personalidad y sea algo que TÚ ames.